Gladiator

Gladiator: 10 curiosidades que quizá no sabías de la película

Gladiator es una película dirigida por el aclamado director Ridley Scott y protagonizada por Russell Crowe, Connie Nielsen y Joaquin Phoenix. Ha sido una de las películas de género ficción histórica con mejor aceptación y crítica por parte del público y la academia. Recibiendo premios por mejor película, vestuario, mejor actor (Russell Crowe), efectos visuales y banda sonora, la cinta fue un éxito rotundo en taquilla, y aún a día de hoy sigue siendo una referencia obligada para todos los aficionados a la historia greco-romana.

Son muchas las anécdotas, controversias y curiosidades que rondan la película. Desde discusiones sobre la fidelidad histórica, hasta “secretos” detrás de sus escenas más memorables. El film goza de una gran cantidad de detalles cuyo conocimiento amplía la experiencia del espectador.

10 curiosidades de Gladiator

Tigres y veterinarios

Uno de los datos curiosos sobre el film es el modo en que se grabó el enfrentamiento entre Máximo y Tigris el Galo. En la batalla estaban presentes 5 tigres y no, no eran producto de los maravillosos efectos especiales.

Gladiator la película

Para la escena se utilizaron nada más y nada menos que 5 tigres reales, y como medida de seguridad, durante la grabación se decidió armar a varios veterinarios con dardos tranquilizantes para que pudiesen neutralizar a aquellos felinos que se descontrolasen.

La batalla de Germania

La épica y memorable escena de la batalla de Germania necesitó 20 días, en los cuales hubo muy poco descanso. El resultado final se agradece enormemente.

Ausencias y licencias del guion

Durante los primeros días de grabación, Ridley Scott no tenía una cantidad aceptable de páginas de guion. Al contrario, hubo incluso una ocasión que por tan solo contar con 22 páginas, el director se vio forzado a dar el día libre al equipo porque no había nada que grabar.

Una muerte inesperada

No todas las curiosidades son satisfactorias. Una de las más tristes es la muerte de Oliver Reed, quien interpretó en la cinta a Antonio Próximo, un antiguo gladiador que compra a Máximo y cumple la función de tutor y guía. A raíz de su muerte, muchas de las escenas en las que aparecía Reed tuvieron que terminarse mediante edición digital.

Imprecisiones históricas

La película está plagada de anacronismos. No fueron pocos los historiadores que se pronunciaron al respecto y señalaron que una mayor precisión histórica no hubiese restado interés a la película. La verdad es que muchos elementos dejaron de colocarse en función de la concepción que la audiencia tenía sobre la antigua Roma como, por ejemplo, el hecho de que no se representara a los gladiadores promocionando productos en la arena, restando valor histórico al film.

La mano icónica

Otra escena icónica de Gladiator es el recorrido que hace Máximo a través de un campo de trigo. Sin embargo, la mano que se observa tocando la espigas no pertenece a Crowe, sino a su doble, pues fue quien realmente grabó esa escena.

Madera, yeso y un millón de dólares

Una gran cantidad de tiempo, dinero y esfuerzo tuvo que invertirse para recrear el imponente Coliseo que se aprecia en Gladiator. Una tercera parte del mismo fue construido realmente en Malta, utilizando como materiales base yeso y madera. El resto tuvo que ser recreado digitalmente.

La construcción de la réplica llevó muchos meses, sin mencionar que el coste final del mismo alcanzó la cuantiosa cifra de un millón de dólares.

Russell Crowe necesitó un médico

Crowe no fue la primera opción para el papel de Máximo. Antes que él se había pensado en Mel Gibson quien, no obstante, rechazó el papel por considerarse ‘demasiado viejo’. Esto quizás fue un golpe de suerte para la salud de Gibson, pues Crowe recibió múltiples daños durante la filmación de la película: fracturas en su cadera y huesos de los pies, así como lesiones en los bíceps.

Motivos para matar

El guion original no contemplaba la muerte del hijo y esposa de Máximo. El cambio fue introducido para añadir un motivo de venganza en el personaje y hacer “más interesante” el largometraje.

A la espera de una secuela

Durante el año 2006 se difundió un rumor sobre una secuela que nunca llegó a realizarse. Sin embargo, en el año 2018 a través de Deadline Hollywood se confirmó finalmente una secuela, la cual tendrá como protagonista al niño salvado por Máximo, Lucio, en su vida como adulto.

Otras noticias sobre cine:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.